Menu

BRUSELAS II – Políticos

bruselas-parte2_politicos

Vanessa cerró los ojos por un instante, extendió la mano hacia los trocitos de papel amasados y sorteó uno de ellos. Cuando miró la X en el papel, dio un grito de felicidad. Ella era una de las alumnas del máster en Periodismo de Viajes que se iba hasta Bruselas, conocer el Parlamento Europeo.

El viaje des de Barcelona hasta la capital belga fue ofrecido por el propio Parlamento, invitados por el eurodiputado español Santiago Fisas Ayxelá (Partido Popular), envolviendo esfuerzos del equipo del Gabinete de Comunicación y Educación de la Universidad Autónoma de Barcelona. Y aunque algunos de nosotros –estudiantes del máster– no estuviéramos a favor del EPP, a casi todos nos hacía ilusión viajar a Bruselas y descubrir su faceta más política.

Ahora, cabe añadir que muchos de los alumnos de dicho curso no son europeos. Hay chilenos, mexicanos y colombianos, así como brasileños e indios. Y fue con ojos de turistas no europeos que muchos de los estudiantes sorteados para hacer el viaje vieron el Parlamento por primera vez.

Desde ese punto de vista, lo primero que suele llamar la atención es la magnitud de la institución, ubicada en un moderno complejo de edificios en la Plaza Luxemburgo de Bruselas. Por otra parte, nos impresionó también la cantidad de personas que había ahí. Más tarde descubrimos el porqué, y es que la sesión informativa que nos iban a dar no era una exclusividad, como pensaban algunos.

bruselas__entrada-parlamento-europeo__primavera

Entrada al Parlamento Europeo

bruselas__parlamentarium_centrodevisitantes

Parte lateral del complejo parlamentario

 

El Parlamento suele recibir a muchos visitantes de todas las edades y nacionalidades, sea en el Parlamentarium (un inovador centro virtual de informaciones), en el punto de información Estación Europa, en el museo Casa de la Historia Europea (donde hay también actividades educativas para niños) o en el Hemiciclo, dónde son realizadas las sesiones plenarias y donde nosotros, los futuros periodistas de viajes, acudimos para una de las diversas sesiones informativas.

En la web del Parlamento Europeo, hay varias paginas que promocionan visitas como la que realizamos, y al entrar en esa institución también se encuentran diversos folletos en muchos idiomas incentivando que uno vaya a conocer personalmente el foro. Se hace visible, con todo eso, que el Parlamento desea proyectar una imagen de accesibilidad y de cercanía a los ciudadanos. Aunque no todos estén de acuerdo con su visión.

 

La sesión informativa

Al entrar en el Parlamento, tras pasar por el detector de metales, nos condujeran hasta la sala que estaba designada para nuestro grupo y solo entonces descubrimos que el eurodiputado que nos había invitado no vendría darnos la charla informativa para la cual nos citara.

En su lugar nos recibió Marisa Muga García, funcionaria de la Unidad Visitas y Seminarios (DGCOMM) y ex periodista de RTVE y La Vanguardia. García ya había preparado una presentación que contaba la historia de la Unión Europea, explicaba la composición del Parlamento y sus funciones. Lo que ella probablemente no sabía era que el profesor de la Autónoma José Carlos Remotti, que nos acompañaba, ya nos había dado antes una clase, enseñando la mayoría de aquellas informaciones, para que estuviéramos listos y pudiéramos debater cuestiones más profundas en esta reunión.

bruselas__parlamento__divulgacion-elecciones

Divulgación de las elecciones europeas en el Parlamento

Ricardo López, uno de los estudiantes del máster, opinó: “A mí me hubiera gustado que se hablara más de política internacional que de la estrutura del Parlamento como tal. Pero creo que eso podría debatirse mejor con el político, que no llegó a la cita.”

El comentario de Ricardo puede que haya sido motivado todavía por una pregunta que él hizo a García, durante la sesión, sobre los acuerdos para creación de una nueva ruta de la seda entre Itália y China. Sin muchas informaciones sobre el tema, la periodista primeramente opinó que ese acuerdo, a lo mejor, era algo turístico o simbólico, ya que la política comercial es de competencia exclusiva de la Unión Europea (añadió incluso que uno de los obstáculos para el Brexit es que, al salir de la UE, eses países saldrían también de decenas y decenas de acuerdos comerciales que tendrán que ser re-hechos de manera bilateral). Solo después de oír una de las noticias sobre el concierto italo-chino, García reconoció que se trataba de un memorándum de entendimiento, es decir, de un acuerdo de cooperación o de buena voluntad entre las dos naciones, pero no de un acuerdo comercial.

Súbitamente, a la mitad de la sesión, entró en nuestra sala el asistente de Santiago Fisas, trayéndonos las disculpas de su jefe por no poder estar presente y algunos kits de regalo del EPP. El chico tenía buen aspecto y, a pesar de aparentar ser muy joven (tendría unos 18 o 20 años), se mostraba listo para debater con nosotros cuando intentábamos preguntar algo. Sin embargo, Marisa Muga le interrumpió por diversas veces mientras él intentaba contestarnos. Ella misma parecía no querer que hubiera muchas interrupciones en su charla informativa ya lista. Quizá porque, como ella propia nos dijo, ya era su tercera o cuarta sesión en ese día. Ya se estaba quedando sin voz.

 

Las imágenes del Parlamento

La estudiante peruana Vanessa Beleván reconoce que la sesión del Parlamento “fue una charla básica”, comentando, por otra parte, que a ella le sirvió, ya que no conocía mucho sobre la forma de trabajo de la Unión Europea.

En cambio, David Muñoz, nos cuenta que, para él, «no quedó de todo clara la función de la UE aparte de ser un sinfín de trayectos en tren porque los eurodiputados tienen plenos en tres sitios distintos y, claro, una centralización de esos tres sitios en una sola ciudad provocaría el declive de dos de esas ciudades ya que los políticos y funcionarios mueven mucho dinero.”

bruselas__parlamento-europeo__hemiciclo

La observación del estudiante hace referencia fundamentalmente a la organización del Parlamento Europeo en tres diferentes sedes –Bruselas, Estrasburgo y Luxemburgo–, decisión del Tratado de 1997 que sigue generando polémica debido a los cientos de millones de euros que son gastos cada año en eses traslados.

David aún complementa: «A ver, aunque yo sea un poco euroescéptico, tampoco estoy de acuerdo con la gente que quiere salir de la UE. Creo que la UE es una burocracia infinita, en la que prima el negocio y la economía de burbuja antes que iniciativas que podrían ayudar a mejorar el crecimiento de toda Europa.»

Con todo, se percibe que la imagen que el Parlamento intenta proyectar no es siempre la imagen percibida por los ciudadanos (además, la imagen percibida por un europeo no es la misma que la percibida por un turista). Ahora en lo que respecta a la imagen real de esa institución política, cabe recordar que los ciudadanos de la UE también tienen su dosis de responsabilidad, una vez que los eurodiputados son elegidos directamente (de hecho, el Parlamento es la única institución de la UE que tiene sus miembros electos por los ciudadanos). De ahí que por lo menos una parte del discurso que hizo García fue bastante provechosa, cuando ella hizo cuestión de reforzar “la importancia que tiene el votar al Parlamento Europeo”, afirmando aún que «la abstención ayuda a los extremismos”.

 

Etiquetas: , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *